Focaccia al ajo y romero




La receta es de Missis. Una manera diferente de hacer pan. Me gusta el resultado tiene un sabor muy suave a ajo y romero. Procurar utilizar romero fresco que le aporta un aroma muy fresquito. Hay muchas plantas de romero por los parques coger unas ramitas sin pasarse a ver si va a venir el ayuntamiento a por mi Enfadado. Nos ha gustado mucho y la próxima vez que haya comida con amigos la volveré a preparar. Guiño


Macerar en un poco más de medio vaso de aceite de oliva unas ramas de romero y unos 3 o 4 ajos picados y machacados, durante unas horas (yo lo he dejado 2 dias)

INGREDIENTES:
Masa madre:
100 de agua
10 gr. de levadura fresca
180 gs. de harina de fuerza
1 cucharadita de azúcar (yo miel)
Masa de pan:
260 de agua
15 gr. de levadura fresca
430 gr. de harina de fuerza
1 cucharadita de sal
50 gr. de aceite macerado con el ajo y el romero
Sal gorda para decorar

ELABORACION:

Mezclar todos los ingredientes de la masa madre en velocidad espiga, sacar de la th hacer una bola y la poner en un bol con agua tibia hasta que flote.
Mientras voy preparando la masa de pan, añado el agua y el aceite macerado y lo pongo 1 minuto 37º, añado la levadura unos segundos velocidad 3 añado la harina y lo mezclo unos segundos a velocidad 6 cuando la masa madre ha fermentado abro el vaso la añado a la masa de pan y programo 3 minutos velocidad espiga, cuando termine dejo que doble el volumen
Cuando la masa haya "subido", sacarla del bol y amasarla sobre una superficie enharinada  durante 1 minuto. Solamente para que salga el aire.
Enharinar la bandeja del horno abundantemente y poner la masa dentro. Dejarlas que se relaje unos minutos para que cuando le demos la forma no encoja. Darle la forma de la bandeja con las manos o con un rodillo.
Verter el aceite sobre la mas. (Yo le pongo casi todo ...pero dejo como un dedo o dos...para el final)
Quitarle los ajos y el romero antes (que solamente son para dar sabor). Sin miedo, verter el aceite, que debe quedar abundante.
Ahora, hundir los dedos de ambas manos dentro de la masa, para que penetre el aceite (también le he puesto unas hojitas del romero por encima).Hasta el fondo. Hay que agujerear todo el pan con los dedos. De arriba a abajo. Sin miedo. A lo bestia. Dejar los agujeros así como queden. No importa la perfección, se trata de un pan rústico.
Poner la masa con la bandeja de nuevo a reposar. Esta vez 45 minutos. Sin tapar.
Cuando la masa esté casi lista, ir calentando el horno muy caliente.. 240-250 º
Pasados los 45 minutos o lo que corresponda, agarrar la bandeja (que estará espectacular) y meterla en el horno solamente 15 minutos. Si queréis, y para resultados requeteóptimos, rociar las paredes del horno con un pulverizador lleno de agua al introducir el pan y volver a rociar otra vez pasados dos minutos.
Sacad el pan. Rociar con más aceite virgen.(entonces es cuando yo le pongo el resto del aceite del vaso) y añado unos granitos de sal gorda. Se puede comer tan pronto como deje de quemar.